Cámbiame ¿de estilismo o de vida?

28 septiembre, 2015

Cámbiame Telecinco

Los estilistas junto a la presentadora del Cámbiame Marta Torné. Foto: Vanitatis

La moda está de moda y así lo demuestra la creación de programas como Cámbiame. Desde sus inicios ha logrado posicionarse en los mediodías con un 13.1% de audiencia con 1.531.000 espectadores con los coach/estilistas Cristina Rodríguez, Pelayo Díaz y Natalia Ferviu.

He de reconocer que viví con expectación sus primeros programas, como estilista y periodista de moda, y la primera impresión no fue del todo buena. Ese aire de reality show de lágrima fácil no me acababa de convencer, es lo que tiene ser tocado por La Fábrica de la Tele.  Pero a lo largo que pasaban los programas e iba conociendo a los coach he de decir que Cámbiame se está ganando el aprobado, pero por los pelos.

La elección de los estilistas ha sido bastante buena pues los 3 escogidos cuentan con un estilo muy propio y tremendamente diferente entre sí. Aunque cada uno aporta su toque especial, el programa se sostiene, en parte, por la figura de Prince Pelayo.

pelayo_cambiame

Prince Pelayo en apariciones públicas con looks de marcado carácter británico e inspirado en subculturas de Londres. Fotos: Vanityfair, Cosmopolitan, Tumblr.

El príncipe de Cámbiame

Este asturiano de nacimiento se convirtió en un “digital influencer”, como le gusta presentarse, a través de su blog Katelovesme (sí en referencia a su musa Kate Moss). Fue uno de los primeros bloggers de moda españoles cuando lo lanzó en 2005 y llegó a ser considerado por The Times como uno de los 40 egobloggers más influyentes del mundo. Si navegas por su blog, te das cuenta en seguida que posee un sentido del estilo innato con un rollito underground muy de London . Cuenta con formación de diseño de moda en la Centra Saint Martins de Londres y ha colaborado con firmas de lujo como Alexander McQueen, Giles Deacon, Daviddelfín o su última experiencia en Louis Vuitton. Se ha codeado con los grandes en las principales Fashion Weeks y sabe moverse. Lo demuestran su seguridad en sí mismo, su exquisito gusto estilístico y un carisma tan potente que traspasa la pantalla. Prince Pelayo es un conquistador nato: esa mirada atenta e inteligente se endulza con una voz casi inocente y sus estilismos en Cámbiame suelen ser bastante buenos, con excepciones. Sabe aportar un sello de identidad sin dejar de lado las tendencias del momento. Además, sus ideas claras y una comunicación muy directa lo han convertido en un animal televiso que domina el medio a la perfección. Y ¡es el único capaz de hacer callar a la mismísima Cristina Rodríguez!.

cristina_rodriguez-cambiame

Cristina en varias apariciones públicas con sus extremados looks en los que nunca falta el dorado. Fotos: Actualidad ComarcalMujer HoyZeleb y el Blog de la estilista.

La mujer de los excesos (estilísticos) 

Cristina, estilista con 20 años de experiencia ¿cuántas veces lo ha dicho ya? es muy reputada como creadora de vestuario en cine, teatro y televisión. Uno de sus últimos trabajos ha sido para la película “Anacleto: Agente secreto”. Destaca por una manera de entender la moda muy personal, donde el exceso y el dorado siempre tienen cabida, hasta ella misma ha declarado que es lo que tiene haber nacido en Benidorm. Tiene muchas tablas y sabe de lo que habla. Posee una fuerte personalidad pero, a la vez, es tremendamente sensible, ya que llora -mínimo- una vez por semana con las historias de los concursantes. Su estilo es el brilli- brilli y more is more y quizás por eso tiene algo que la hace especialmente grande: no juzga nunca. Defiende la identidad personal y no perder el sello único. Además, es una magnífica coach que sabe aceptar y aportar valiosísimos consejos para crecer como persona. Oírla hablar es un gusto y, además, es realmente divertida. Aunque, como estilista, es la más flojita de los 3.

natalia_ferviu_cambiae

Natalia siempre añade a sus looks un toque retro con mucho gusto. Fotos: YodonaEl rincón de moda,  y Vogue .

La estilista feliz 

Y nos queda hablar de Natalia Ferviu, una desconocida hasta al momento, que ha sabido conquistar con su naturalidad y humor casi infantil. Pese a que a veces no acabo de entender sus looks en plató, en cambio cuando sale de shopping está siempre fabulosa. Tiene una espontaneidad y empatía que la audiencia agradece; aunque muchas veces se le vaya la pinza diciendo lo primero que se le pasa por la cabeza. Como estilista es muy buena y sabe defender sus looks a la perfección con coherencia y gusto. Ha declarado que le gustaría ser como la editora del Vogue Us Grace Coddington y que, para ella, un icono de elegancia es Miuccia Prada. 

El equipo humano creo que es realmente bueno, pero el producto no llega a acercase ni al notable. El formato de Cámbiame cae en la fábrica de llantos y telerrealidad a la que nos tiene acostumbrados, y hastiados, Telecinco. Y es realmente una pena porque tiene tanto potencial. Tienes 3 grandes asesores de imagen y podrían centrar más atención en dar tips sobre estilismo, siluetas, colorimetría o tendencias que en pasarse medio programa contando historias personales. Entiendo que los cambios deben venir de dentro, de uno mismo, idea que me parece totalmente cierta y agradezco que sea el leitmotiv del programa pero ¿se deben dar tantos minutos a hablar de la vida privada? A mí, francamente, me aburre. Entiendo que no todos son unos frikis de la moda como yo, pero creo que si desarrollaran la idea tendrían mercado ¡seguro! Sino ¿para qué un programa de moda? ¿Para ser lo mismo de siempre con otro formato: el gossip y la charlatanería? Más moda y menos llanto, que de eso la parrilla va servida.